Todos los pensamiento y experiencias, cuentos de escalada e historias para dormir bien...guardados en este cajón

miércoles, mayo 30, 2007

Dos Biodraminas

Último día en Eivissa.

Así que a gastar el último cartucho que nos quedaba, para apurar los minutos y vistar Cala D´Hort.

Era horrible...tan horrible que no había sol, ni luz, ni azul celeste, ni aguas cristalinas...ni se veía e Es Vedrá....no me crees, verdad???...

Es mentira, es que ya estoy cansada de repetirme tanto...todo precios, como no.Eso si...sin cansame en absoluto de la isla...una pena tener que irnos tan pronto.

De ahí rumbo a Santa Gertrudis de Fruitera.

Por nada en especial, sólo que echábamos de menos unas buenas raciones de embutido ibérico, de buen queso manchego y de pan con tomate de la isla y alguien nos dijo que no nos perdiéramos aquel garito.

Desde la calle que da a la Iglesia, se ven los bares...el que a nosotros nos interesaba, sus mesas de fuera, de madera rústica, típica de taberna...dentro cuatro enormes salas, las del fondo con chimenea central, todas las paredes decoradas con cuadros y pinturas de artistas anónimos...muy pero que muy interesante.

Después de las raciones y de visitar ese pequeño pueblecito , a pasar la tarde a la capital y a la espera del ferrys que parte para Mallorca.

En Eivissa, ya al fín, pude ver a mi compi de trabajo, David.

Unas charlas, lo mal que está la vida, los cambios de los últimos meses y su obra....lo típico vamos. Devolver el coche y esperar a las ocho para abandonar la isla...muy a mi pesar, pero no sabía lo que me esperaba en Mallorca.

Antes, dos pastillas de Biodramina visto el efecto de la marejada en mí.Aunque no sé que es peor, el remedio o la enfermedad....

9 comentarios:

Capitán Penurias dijo...

buenos posts, buenas fotos ... pero mejores vacaciones. Anda que no tienes tu suerte, ni ná ...


btw Sigo teniendo pendiente el diedro... y ya tengo cuerdas ... ;)

M. dijo...

Siempre sales en las fotos de espaldas, echamos en falta una de frente, cara al sol enseñando la facha. O es que quieres ser como la invisible Lucía?. ¿Me dices que a donde voy? voy a ser papi espero que pronto. Cuando vengo y no cuando voy es como si cogiera un pasaje a Laos o metaforicamente a ninguna parte o mejor a Bangkok.

http://www.youtube.com/watch?v=Yt6jnk9KMmE

Todo tuyo, tú M.

M. dijo...

Otra vez como no, ¿Acaso un amigo no es uno que lo sabe todo de tí y a pesar de ello te quiere?. No estoy muy de acuerdo con la célebre frasecita. "Un amigo es un tesoro", depende también mucho de la clase de amigo para que nos vamos a engañar. Prefiero un amigo es un amigo, hay que llamar a las cosas por su nombre como la definición que se hace el propio Dios en el Éxodo Yo soy el que soy, ni más ni menos. Como decía Borges: en las letras de rosa está la rosa y todo el nilo en la palabra nilo. Pero desgraciadamente hay palabras llenas y vacías y no me refiero precisamente a la presa de Asuan. Lo que necesito no es evidentemente esto, para que nos vamos a engañar. Pero seguir tu estela no esta mal. Un abrazo.

Lol V. Steiner dijo...

http://www.youtube.com/watch?v=PDLtjtwwJc8

M. dijo...

Que pesadito soy. Pero escribir solo; "que guay Ibiza, hasta otra" no me va hay que interpelar al otro removerlo de su asiento, hacerle pensar. Ahora entre nosotros, me confieso: esto es una búsqueda sin término, una exploración, son maniobras de la OTAN en campos minados. No quiero alargarme y nunca desalentarme: Como bien dices si algo merece la pena, merece la pena y como no van a merecer la pena los demás siendo católico, apostólico y romano. Niñerías pocas. Esto es mu serio. Yo no se si merezco la pena, supongo visto lo visto que no. Yo soy así y así seguiré, nunca cambiaré como dice la inefable Alaska. Finalizo esta vez sí con Alberti: Se equivoco la paloma, se equivocaba que tu falda era tu blusa; que tu corazón su casa, se equivocaba.

M. dijo...

Se equivocó la paloma.
Se equivocaba.

Por ir al Norte, fue al Sur.
Creyó que el trigo era agua.
Se equivocaba.

Creyó que el mar era el cielo;
que la noche la mañana.
Se equivocaba.

Que las estrellas eran rocío;
que la calor, la nevada.
Se equivocaba.

Que tu falda era tu blusa;
que tu corazón su casa.
Se equivocaba
.

(Ella se durmió en la orilla.
Tú, en la cumbre de una rama.)

M. dijo...

(Ella se durmió en la orilla.
Tú, en la cumbre del Telmo.)

Chinita dijo...

Hola Capi:
Pues,...difícil ahora....

M:....zzzzZZZZZzzzzzz...eres mu cansino tú ...ZzzzZZZZZZzzzzz...Mon dieu!!!

Chinita dijo...

LOl:...!!! jo tía muchas gracias por el enlace, me encanta!!!